Categories CaraboboCastilloVenezuelaViajeraviajerosViajes

Histórico e imponente Castillo San Felipe en Carabobo

En Puerto Cabello, uno de los más peculiares pueblos costeños venezolanos, se encuentra ubicado el Castillo San Felipe o Castillo Libertador, el cual constituye una obra arquitectónica militar. Fue construido en el período comprendido entre 1732 y 1741 en honor al Rey de España Felipe V de Borbón. Su objetivo principal era proteger el puerto y las mercancías de la Real Compañía Guipuzcoana, que manejó por muchos años el monopolio comercial entre Venezuela y España.

Actualmente, el acceso a esta fortaleza está restringido al público en general, por encontrarse dentro de la Base Naval “CA. Agustín Armario”. En mi opinión muy particular, lugares históricos como este Castillo deberían ser conservados o restaurados, para convertirlos en sitios de visitas turísticas, con su respectivo museo para que se le pueda dar la importancia que merece, para que tanto  a propios como extraños conozcan lo que significó esta fortaleza militar en la época  colonial.

Es interesante visitar los castillos ubicados en Venezuela y conocer su historia. Además de esta fortaleza, en Puerto Cabello se encuentra ubicado el Fortín Solano, que en conjunto fueron bases militares importantes en la época colonial.  El Castillo San Felipe posee una entrada principal con un gran portón de madera, en su interior hay ruinas de los que fueron celdas de prisioneros. 

En la entrada, junto a la puerta principal hay una placa que data del 24 de junio de 1996 que contiene el siguiente escrito:
“EL EJERCITO VENEZOLANO, FORJADOR DE LIBERTADES, EN HONOR A LOS HEROICOS OFICIALES Y SOLDADOS QUE BAJO EL MANDO DEL EXCELSO GENERAL EN JEFE JOSÉ ANTONIO PAEZ SITIARON A PUERTO CABELLO Y TOMARON LA PLAZA EL 8 DE NOVIEMBRE DE 1825 PARA LUEGO RECIBIR ESTA FORTALEZA EL 15 DE NOVIEMBRE, PREVIA CAPITULACIÓN FIRMADA POR EL ÚLTIMO PRODUCTO DE LAS FUERZAS REALISTAS”.

Notas de interés


Según datos históricos, la construcción del Castillo San Felipe fue propuesta por el gobernador de la Provincia de Venezuela, Lope Carrillo de Andrade Sotomayor y Pimentel en 1729. Era la época de la piratería y las pugnas entre España, Holanda, Francia e Inglaterra por el dominio de los mares.
Este castillo sirvió como refugio de la ciudad en el período colonial y junto al Fortín Solano formaba parte de un complejo sistema de fortificaciones similar, aunque a menor escala, al de Cartagena de Indias en Colombia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *