Categories aventuraDisneylandemociónEuropaParísParqueViajeraviajerosViajes

Un sueño llamado Disneyland

 
No importa la edad que tengas, tampoco si te gusta el drama, la acción o la comedia, en cualquier momento de tu vida seguramente has visto de alguna película o serie de Disney. Pero… ¿Quién no conoce al ratón Mickey? Si estás en París lo puedes visitar en Disneyland.
No hace falta que te agraden los cuentos de princesas para quedar encantado con el gran castillo, aunque si eres una chica y andas en búsqueda de un príncipe azul te puedes conseguir uno en el parque. Como buen castillo tiene las historias de las princesas, es probable que te puedas encontrar a  Blancanieves, Cenicienta, Aurora, Ariel, Bella, Jasmín, Pocahontas, Mulán, Tiana o Rapunzel caminando en los alrededores del edificio.
Yo no encontré un príncipe alrededor del castillo pero cuando visité al Perla Negra me conseguí un pirata que es un galán, Jack Sparrow. También vi a Geppetto, el papa de Pinocho. Tienes que disponer de un día para visitar todo el parque. Las montañas rusas son extremas, a mi particularmente me encantó Space Mountain. Otra atracción que me gustó fue el globo aerostático. Si vas en temporada alta debes tener paciencia para disfrutar de las atracciones del parque porque se hacen muchas colas.
En la tarde podrás ver el desfile de los personajes de las famosas series Disney y el momento más esperado para ver a Mickey. Tambien puedes ver al ratón más famoso del mundo en su restaurant, pero esta información te será útil porque tienes que reservar con al menos dos semanas de anticipación la entrada al restaurant. Mickey es muy exclusivo.
En la noche, el espectáculo de luces, el cual es proyectado en el castillo, es lo más hermoso que he visto en fuegos artificiales, dura más de 20 minutos; es una gran fantasía al ritmo de música inolvidable y estelarizado por personajes clásicos de Disney. Verdaderamente emocionante ver centenares de luces que salen desde el castillo. Luego del brillante momento cierran el parque aproximadamente a las 11 de la noche. Pero vale la pena esperar, eso si te recomiendo que si andas en tren tienes que estar pilas para que puedas tomar el último tren que parte a esa hora. 

One thought on “Un sueño llamado Disneyland”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *